Alejandra Jara Salgado: “Lo peor que se puede hacer en la vida es no atreverse”

Hace casi seis años, Alejandra Jara tomó una decisión radical, irse a vivir a China. Hoy como Marketing  Communications Manager de una empresa asiática de drones, no se arrepiente.

En junio de 2011 Alejandra Jara Salgado recibió una gran noticia: se había adjudicado una beca de la República de China. En agosto, ya estaba cursando quinto año de Arquitectura en la Universidad de Chongqing. “Fue algo que nunca me imaginé que iba a pasar. No lo pensé mucho, si lo pensaba capaz que no me venía”, comenta.

Alejandra

Alejandra Jara es Marketing
Communications Manager de una
empresa asiática de drones.

Alejandra Jara estudió su pregrado en Arquitectura en la Universidad de su ciudad natal, Concepción. Entre 2009 y el 2011 se desempeñó como Jefe Regional de Trabajo País. Fue ahí, en ese puesto, donde vivió el terremoto 8.9 Richter que afectó la zona centro sur de Chile en 2010.

Su labor era gestionar la ayuda a los damnificados, construir casas de emergencia y coordinar la entrega de apoyos. Estaba en eso cuando llego una contribución desde China, le comentaron que además de una donación en materiales, existían becas. “Desde entonces he pasado todos los niveles en China, de estudiante arquitectura a un profesional en Negocios Internacionales”, acota Alejandra.

Luego decidió trasladarse a Shenzhen, donde hoy es Gerente en Comunicaciones de GDU, una empresa China de alta tecnología enfocada en el desarrollo, investigación, diseño y producción de drones. “Venirme superó totalmente mis expectativas, fue un proceso súper fuerte, a nivel personal, espiritual y profesional”, comenta.

“A nivel personal tuve un impacto instantáneo, fue realmente intimidante al principio. No sé si fue su cultura milenaria y particular, o su idioma desconocido. Todo lo que me rodeaba eran caracteres, comportamientos impensables y sonidos que no entendía. Tuve que abrirme mentalmente para aceptar que muchas situaciones estaban fuera de mi control”, agrega.

Con cerca de seis años viviendo en China, Alejandra Jara ha podido comparar y estudiar varios escenarios, con los que le ha tocado lidiar profesionalmente. Su evolución económica, es lo que más le sorprende, con un crecimiento sostenido durante los últimos 20 años, haciéndose más fuerte en medio de la crisis económica. Alejandra Jara considera que uno de los motores impulsores del crecimiento económico de China es la fuerte inversión y sus exportaciones.

“En el Marketing se siente”, explica, y agrega que “el alza de las exportaciones de China, ha hecho que el 70% de nuestras ventas sean en el extranjero. Para que eso ocurriera, tuvimos que crear una Marca Internacional y no un producto “chino”.

En particular, el trabajo de Alejandra consiste en buscar formas de diferenciar y agregar valor a la tecnología: “Los drones son commodities, cuando se salen de la fábrica, carecen de personalidad, no tienen ni nombre, ni empaque, nada. En equipo, adaptamos los drones a la marca GDU. Y dependiendo la cultura de cada país, creamos campañas publicitarias que generen un vínculo con los consumidores”.

Otro punto de importancia al trabajar en China, menciona la arquitecta, es su cultura. “Un día de trabajo con chinos es muy diferente a nuestro país. Por ejemplo, cancelar una cita o llegar tarde al trabajo es una ofensa para personas que te esperan. Se debe ser muy puntual para empezar bien las relaciones laborales o comerciales”, especifica.

WechatIMG14

Alejandra Jara forma parte de la Red Chile-China.

Además, añade que en una reunión, aunque se hable la misma lengua, las formas de comunicación son distintas. Por ejemplo, si alguien no entiende algo, nunca lo dirá, solo sonreirá, comenta, por lo que aconseja hacer siempre que repitan lo que entendieron para evitar malentendidos: “Yo siempre escribo los puntos más importantes cuando termino o retomo una conversación, así evito una pérdida de tiempo”.

Para sortear el cambio, acota, un factor importante ha sido el apoyo de las redes, como la Red Chile-China, que con el apoyo de la Red de Talentos de Imagen de Chile, ChileGlobal, organizó cuatro seminarios durante 2016. De hecho, comenta Alejandra, gracias a su participación en estos encuentros dos de estos encuentros, ha podido conocer profesionales chilenos, empresarios de diversas organizaciones y especialidades que quieren generar oportunidades de negocio entre China y Chile. Incluso dio una entrevista para el Shenzhen Daily, muy importante en la zona de Cantón. “Las redes son algo muy positivo, representar al país aquí ha sido un honor y ojalá que estas instancias tengan mayor presupuesto, mayor presencia, porque sí, claramente sirven”, afirma.

A su juicio, las redes y la labor de los chilenos en el extranjero, especialmente en lugares tan alejados de Chile como lo es China, sirven también para reforzar el concepto de Marca País, para ayudar a que se conozca como un todo, más allá del vino y el cobre, asegura Alejandra.

En esa línea también considera importante que sus compatriotas tomen sus maletas y viajen más, ya que a su juicio lo peor que se puede hacer en la vida es no atreverse a viajar o aprender algo nuevo.  “Toda nueva experiencia enriquece y nos fuerza a crecer como persona. Para mí, China es un destino que resulta muy interesante de descubrir. Pasar un tiempo trabajando aquí, es una gran experiencia que ha mejorado mi vida y curriculum”, concluye.

¿Quieres saber sobre Alejandra? 

Te invitamos a leer una nota publicada hace algunas semanas en nuestra comunidad:

Alejandra Jara, miembro de Red Chile-China: “Es importante venir con mucha paciencia a aprender y con humildad”

Compartir:

Comentar: